Areoso, la pequeña isla caribeña de Galicia

Una isla de arena blanca y aguas cristalinas de tan solo 600 metros de largo por 200 de ancho, este…

15 agosto, 2020

Por: Raúl V.


Una isla de arena blanca y aguas cristalinas de tan solo 600 metros de largo por 200 de ancho, este es el reducido tamaño de Guidoiro Areoso, un fotogénico islote situado en la gallega Ría de Arosa, en el noroeste español.

En este pequeño paraíso que bien podría estar en medio del Caribe o Pacífico, nos encontraremos con mucha arena, rocas graníticas y una gran colonia de gaviotas, al igual que en sus vecinas islas Cíes y Ons.

A pesar de que las redes sociales han popularizado enormemente este islote, es muy posible que no te encuentres con demasiados turistas. En nuestro caso fuimos los primeros en llegar ese día a la isla (alrededor de las 10:00 de la mañana) y apenas coincidimos con otras 10 personas antes de nuestro regreso a las 13:00.

Prepara crema solar, agua y comida, toalla y bañador y tu cámara de fotos antes de partir a este lugar de película.

Localización

Este islote español se localiza en la Ría de Arosa, a tan solo 1,4 km de la isla de Arosa, la principal de esta ría que lleva su nombre.

La ría de Arosa es la de mayor extensión de Galicia y tiene 4 islas principales:

⇒ Cortegada, la mayor de un pequeño archipiélago situado en su cabecera.

⇒ Arosa y La Toja, ubicadas en el interior de la ría, en una zona donde se localizan la isla de la Rúa, los islotes de Pedregoso y el propio Areoso junto a la isla de Arosa, y las islas de Beiro y de la Toja pequeña, en las cercanías de la isla de la Toja.

Sálvora, la isla principal del archipiélago de Sálvora, en la bocana de la ría.

Historia

Por increíble que parezca, este pequeño lugar fue habitado hace muchos años como confirman los yacimientos arqueológicos hallados del Neolítico (6000 años) Edad de Bronce (4000) y del Hierro (unos 2000). En este pequeño islote donde aún se conservan dólmenes, se han encontrado restos de fauna doméstica, cerámicas y otros objetos.

¿Cómo es posible que se descubriesen tantos yacimientos en esta isla?

Esta peculiaridad de este islote tiene una explicación, ya que Areoso era un pequeño monte en el interior de la actual ría de Arosa. En este terreno había una península antes de que el nivel del mar de la ría se elevase entre 5 y 7 metros durante los años 2200 y 2000 a.C.

Sorprendentemente no es la primera vez que un monte usado como lugar funerario se convierte en isla, como ya vimos en el artículo sobre el Monte Saint Michel.

Cómo llegar a Areoso

Tenemos varias opciones para llegar al islote. La mayoría de compañías operan desde la isla de Arosa:

⇒ Kayak, posiblemente sea la más divertida a la par que ecológica. Quizás tengas la ocasión de disfrutar de la compañía de algún delfín juguetón durante el trayecto, eso sí, para llegar a Areoso eligiendo esta opción, te hará sudar la gota gorda.

Precios en torno a los 20€/25€ por persona.

⇒ Excursiones, que incluyen otros puntos de interés de la ría. Generalmente la isla de la Rúa y en algún caso la isla de Arosa, dependiendo del lugar de salida.

Precios muy dispares, según el tipo de excursión, horario y lugar de salida.

⇒ Taxi marino, aunque la más cara, es una buena opción si quieres tener libertad de horarios.

Los traslados suelen costar ida y vuelta en torno a los 20€ por persona, aunque este precio puede aumentar o disminuir dependiendo de las compañía y número de ocupantes.

El peaje de la fama

El hecho de que esta pequeña isla haya adquirido notoriedad en los últimos años, ha traído cambios que amenazan seriamente su futuro. La duna ha reducido su tamaño de forma alarmante a la vez que las playas están retrocediendo considerablemente.

Por ello, entre otras medidas, se obliga a fondear las embarcaciones a más de 150 metros de la orilla y se prohíbe entrar en la zona dunar delimitada de la isla al igual que hacer fuego, acampar o llevar animales de compañía.

Tampoco está permitido extraer arena o conchas del islote, para la preservación de este arenal.

Mientras tanto, todos esperamos poder seguir disfrutando mucho tiempo de este auténtico paraíso gallego.

Fotos © coleccionistasdeislas


Etiquetas: España, Europa, Galicia, playas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.